0000
Lunes 06.07.2020  05:58
Usuarios

OK
Recordarme   ¿ Olvidó su clave ?
BUSQUEDA DE NOTICIAS
Texto: Fecha entre   y     Medio: Sección: Buscar

Recomendación enviada con éxito.
Cerrar
Ambiente
Argentina | Misiones | 29-06-2020

Traducir a :   Traducir
Juan Ángel Gauto: “A pesar de un primer semestre de año muy complejo, la mejor noticia es haber contado con un Estado presente para acompañar en soluciones a toda la actividad forestal”   
Misiones Online ( Argentina )
Patricia Escobar
Después de 100 días del inicio de la cuarentena por COVID-19 en el país, y cerrando el primer semestre del año 2020, con un escenario difícil ante la vigente emergencia sanitaria y crisis económica -las más grave que se haya vivido en el mundo desde 1870 consecuencia de la pandemia, según el Banco Mundial-, el subsecretario de Desarrollo Forestal de Misiones realizó un balance con “lo mejor y lo peor” del año en la actividad en la provincia, sumando su visión desde el ámbito público al informe especial realizado por ArgentinaForestal.com.

En ese contexto, destacó como positivo -en primer lugar- el haber contado frente a esta pandemia por coronavirus «con un Estado presente acompañando en soluciones en la emergencia sanitaria y en salir adelante en la cuarentena. Esa esa es la mejor noticia del semestre 2020?, dijo.

El subsecretario explicó que “toda la cadena foresto-industrial fue asistida de alguna manera en esta crisis que sorprendió y para la cual nadie estaba preparado inicialmente. Pero desde el organismo y con el gabinete del gobierno provincial se fueron ordenando progresivamente las actividades. Se otorgaron autorizaciones para que las empresas, las industrias, los productores, puedan realizar su actividad. En algunos componentes desde el inicio de la pandemia, como pallets destinado al mercado de alimentos o productos para exportación, siempre estuvieron en marcha. En esa primera etapa habilitamos más de 200 aserraderos, luego se fue habilitando en forma progresiva a todo el complejo forestal, en la medida que cumplieran con las medidas y protocolos de seguridad y salud laboral”, detalló Gauto en la entrevista.

Explicó que también desde el Estado se debieron atender el procesamiento de lo que fue el stock de rollos en planchada para que esto no se pierdan por la humedad u otros factores. “Llevamos tres meses de una atención sostenida desde la subsecretaria y todo el ministerio del Agro y Producción, con una fluida comunicación con el sector privado, con las redes de contacto entre el gobierno provincial y las entidades empresarias establecidas, permanente diálogo, e incluso con inspecciones de campo”, graficó el funcionario.

Al igual que los referentes del sector privado de la cadena foresto-industrial que consideraron, en el informe especial publicado días atrás en el que por unanimidad de opiniones coincidieron en que la pandemia por COVID-19 fue la peor noticia del semestre, también lo fue para el representante forestal en gobierno de Misiones.

“Como todos los argentinos, nos sorprendimos en marzo con el principio de una pandemia que veíamos hasta ese momento sucedía en otro continente, muy lejos de afectarnos. Sin embargo el virus llegó, al igual que el “efecto mariposa”, que inició en un punto del planeta y fue movilizando a todos los rincones del mundo. Este impacto se registró en forma inmediata en el sector forestal como la peor y más lamentable noticia. En principio, nos paralizó, pero superada esa primera instancia de impacto y adoptar medidas de resguardo de salud para evitar contagios de coronavirus, las industrias y empresas de servicios, como los distintos servicios, se ajustaron a un plan como actividad esencial que les permitió seguir funcionando a las pocas semanas con cierta normalidad. Después de ese primer impacto, llegaron las primeras reacciones”, reflexionó el funcionario

De esta forma, para Gauto este año 2020 arrancó “destruyendo los sueños» de muchas personas, como también del equipo de «un gobierno nuevo». El nuevo escenario con la pandemia por coronavirus «fue generando una real impresión de estar frente a un abismo. Nadie estaba preparado para esta realidad, pero creo que hay que valorar las reacciones de un Estado que estuvo siempre presente en el orden nacional y provincial, trabajando con seriedad y cerca de la gente. Esa es para mí la mejor noticia del semestre transcurrido”, remarcó el subsecretario.

“Aún estamos frente a los efectos de la comprobada pandemia y se trabaja “codo a codo” entre el sector público y privado de la industria forestal para atender las distintas urgencias y encontrar soluciones”, agregó.

Otro aspecto que resurgió de manera positiva en la emergencia sanitaria fueron “las fortalezas estratégicas de las actividad, que hay que repasarlas post pandemia, ya que se dieron respuestas a solicitudes del gobierno nacional en la emergencia, como la PyMEs que en forma eficiente respondieron a la fabricación de camas o módulos sanitarios para los aislamientos necesarios”, dijo el funcionario.


Por otra parte, aquellas empresas que exportaban, lograron sostenerse en el mercado internacional e incluso aumentaron los envíos por la demanda de madera existente. “Por la pandemia, otros países competidores con la Argentina, como Nueva Zelanda, Rusia, China, permitió aprovechar el contexto y abrió una nueva oportunidad ante la demanda de madera desde el exterior”, marcó el subsecretario.

Paralelamente, el sector de la industria de celulosa y papel, esencial en todo el proceso de la emergencia sanitaria, también creció este semestre, a pesar de las dificultades del mercado interno. En Madera Aserrada algunas empresas se recuperaron con las exportaciones, aseveró. “Y las MiPyMEs también hay algunas que están sorprendidas de haber crecido en medio de la cuarentena. Es decir que se dieron diferentes realidades”, dijo Gauto.

En esa línea, indicó que “la clave está en encontrar ese ingenio para adecuarse a los cambios a implementar respuestas a las situaciones que se presentan, como fue el ejemplo de la unión de empresas que coordinaron en poco tiempo la producción y armado de camas de madera para destinar a Buenos Aires para preparar espacios de aislamientos por los contagios de COVID-19”.

Otras noticias que se presentaron como positivas en el semestre para acompañar a la reactivación del sector fue, por ejemplo, el anuncio del gobernador Oscar Herrera Ahuad el 1 de Mayo en la apertura de las sesiones legislativas, sobre una nueva operatoria para financiar 500 nuevas viviendas de madera.

En tanto, entre los aspectos negativos que se enfrentó en el semestre, mencionó la baja actividad en el sector primario, con el desaliento en el régimen de promoción forestal con menor plantaciones, menor consumo de madera y bajos precios de la materia prima, y sin novedades de pago del incentivo forestal de la Ley 25.080 en lo que va del año.

“Los aserraderos más pequeños son los que están pasando un momento más complicado. Habrá unos 20 o 30 aserraderos que están exportando a USA y China, lograron acceder a la ayuda nacional para sueldos. Sin dudas, preocupa la cadena de pagos, donde hay un alto número de cheques rebotados. Sobre los planes forestales, desde la Nación nos informan que están preparando un pago de unos $36 millones de pesos para la deuda del régimen de promoción de la Ley 25.080, ya que este año aún no pagaron nada respecto a estos aportes para los productores”; detalló el funcionario.

Se espera también que próximamente, la provincia retome las reuniones virtuales de la Mesa Forestal Provincial para analizar con los representantes del sector y el equipo de gabinete el escenario de la actividad y las medidas a seguir para enfrentar la crisis actual.

Gestión forestal provincial
Finalmente, el ingeniero Gauto se refirió en la entrevista a los avances logrados desde la Subsecretaria con el financiamiento del BID para ejecutar el Programa Nacional de Sustentabilidad y Competitividad Forestal. “Hemos aplicado en Misiones mediante nuestra Ley del Plan Maestro Forestal, un POA (Plan Operativo Anual) por $180 millones para la habilitación de dos centros tecnológicos de la madera en Oberá y Aristóbulo del Valle, una línea de crédito blando y capacitaciones”, recalcó.



Por otra parte, se continuará con el Plan Leña Renovable, que promueve la plantación de eucaliptos en reemplazo de leña de bosque nativo, según la legislación vigente. “Esto lo haremos después de las heladas, tenemos expectativas de reunir a unos 1.500 pequeños forestadores, para entregar unos 500 plantines por proyecto”, concluyó.

EN RESUMEN, LAS PRINCIPALES COINCIDENCIAS CON LO «MEJOR Y PEOR» QUE CERRARÁ ESTE PRIMER SEMESTRE DE 2020

La peor:

1) COVID-19 y abrupta suspensión de actividades

2) Fallecimientos de personas valiosas para la comunidad forestal del país: Oscar Gauto, Wilfredo Barrett, Alejandro Larguia y Jorge Krieger

3) El parate de la promoción forestal y los pagos de los Planes Forestales de la Ley 25.080,

4) La pérdida del poder adquisitivo del trabajador

5) La política argentina que agravó la economía, la paralización de la obra pública y la ruptura de la cadena de pago en el mercado forestal

6) El apeo de árboles nativos , como el centenario Palo rosa de Andresito o la quema de la Grapia Milenaria.

La mejor:

1) La continuidad de las exportaciones de madera.

2) La reactivación de una nueva Mesa Nacional Forestal para la competitividad del sector.

2) La designación en FAIMA de un dirigente misionero (Román Queiroz, AMAYADAP).

3) La respuesta del gobierno de Misiones y los canales de diálogo abierto en el marco de la emergencia sanitaria.

4) Volver a trabajar, tras el primer anuncio de emergencia sanitaria en marzo, y comenzar a recuperar actividad.

5) La unión del sector en los reclamos y fortalecimiento de la vinculación entre los actores.

6) La “reivindicación” hacia toda la actividad al ser declarada como Esencial por el gobierno nacional y provincial.

7) El cambio de gestión en Ecología y la puesta en marcha de la nueva Guía Forestal Digital (SACVeFor)

Fuentes consultadas: Ricardo Austin (ARAUCO), Jorge Pujato (AFOME), Manfredo Seifert (Cooperativa de Montecarlo Ltda), Domingo Paiva (SOIME Eldorado), Dionel Kimmich (Albura SA), Roman Queiroz (AMAYADAP), Hugo Fassola (INTA), Diego Broz (FCF-UNaM), Jorge Escalante (Consultor ambiental ), Romario Dohmann (Municipalidad de Posadas), Miguel López (FCF- UNaM), Daniel Duran (Selva SRL), José Saiz (Curi), Eduardo Stirnenmann (Consultor), Ronald Vera (Consultora Foresto-industria), Carlos Berninger (Carber SRL), Javier Baez (ATE Guardaparques), Guillermo Fachinello (APICOFOM), Jaime Ledesma ( COIFORM), Cristina Área (FCEQyN-UNaM-REDFORar), Silvina Oliva ( Aserradero Valerio Oliva Forestal), Ernesto Krauczuk (Guardaparque y naturalista), Mariano Marczeswki (Ministerio de Ecología), Juan Ángel Gauto (Subsecretario de Desarrollo Forestal-Ministerio del Agro y Producción de Misiones).